Ingresar

Tuesday, 20 De April De 2021

Escuchar:
FM Pehuenche
Noticias

La ocupación de camas críticas de Covid supera el 90% en Mendoza

8 de Abril - En el inicio de la segunda ola de coronavirus, Mendoza ya registra una ocupación de camas de terapia intensiva cercana al 100%

Mendoza transita la segunda ola de coronavirus y son varias las cifras que vuelven a preocupar a nivel local. El aumento en el número de casos y la disponibilidad de camas críticas para poder atender los casos graves son dos de los criterios que, en las últimas semanas, han hecho que en la provincia se enciendan las alertas.

Este miércoles, Mendoza superó por primera vez los mil casos diarios desde el inicio de la pandemia. Fueron 1.020 los que se informaron de un total de 3.530 determinaciones analizadas, es decir, la positividad fue del 28,89%.

Hasta el momento, el 21 de octubre del 2020 había sido el día con los números más alarmantes. Durante esa jornada se analizaron 1.941 determinaciones y 945 resultaron positivas, esto ubicó el índice de positividad en 48,68% pero se sumaron 28 otros casos por diagnóstico epidemiológico, es decir, que el total fue de 973.

De este contraste se observa que la demanda de testeos es mucho mayor e implicó que se debieran incrementar los puntos disponibles y, si bien la positividad no ha llegado a cifras similares, no deja de causar preocupación ya que lo recomendado por la Organización Mundial de la Salud es del 10%.

El sistema de salud, en tanto, ya comenzó a sentir estos números y no solo en sus guardias sino que también en la disponibilidad de camas críticas para atender a los casos graves de coronavirus.

Gonzalo Álvarez, delegado regional de la Sociedad Argentina de Terapia Intensiva, indicó a radio Nihuil que, si bien la ocupación es dinámica, está cerca del 100%. "Hoy conseguir una cama critica para paciente de covid es realmente muy difícil", señaló el profesional.

Pero, no se trata solo de una problemática de los hospitales públicos, Walter Vázquez, director del hospital Español, se sumó a esta estimación: "Todo el tiempo hay altas e ingresos de pacientes pero estamos entre el 90% y el 100%", sumó.

Ambos profesionales también enfatizaron en que el conflicto mayor no es la infraestructura sino el recurso humano. "El año pasado se abrieron muchas unidades de terapia que se improvisaron y se brindó asistencia con personal que no tenían del todo la capacidad. Mucho trabajo recayó en los residentes y en médicos con otras especialidad que decidieron dar una mano. Actualmente, nos encontramos con el mismo problema y es con qué personal vamos a cubrir esta demanda", comentó Álvarez.

En tanto, Vázquez agregó: "Por un lado, tenemos mayor experiencia que el año pasado pero también pasa que los profesionales están muy cansados. Incluso algunos han decidido no volver a participar porque la demanda psicológica es muy grande. Afortunadamente, la mayoría de los profesionales están vacunados y estimamos que tendremos menos bajas en este sentido".

Sobre las implicaciones de este segunda ola, Álvarez advirtió un panorama complicado: "El impacto va a ser mucho peor porque el número de casos con el que arrancamos es muy alto en un contexto de escasas medidas restrictivas. Por lo tanto, uno puede presumir una propagación mucho mayor".

 

Fuente: Diario UNO